martes, 24 de diciembre de 2013

15. Por el bien del amor.

POR EL BIEN DEL AMOR.

Aquello que no me diste
lo pongo yo ahora
cuando nos recuerdo.

No sabes lo que te perdiste.

(Karmelo Iribarren - bueno, ya sabéis cuanto lo amo)



...

Pensamiento 1. Tus rimas son demasiado previsibles, ¡ou! (y, obviamente, no me refiero a Karmelo)

Pensamiento 2. Tanta paz llevas como dejas.

Pensamiento 3. El año se sigue cerrando. Quiero que acabe de una vez. Aunque él hace esfuerzos por redimirse de lo cacafuti que ha sido, y está arreglando y cerrando y abriendo cosas para quedar bien y que guarde un buen recuerdo de sus días. Pero lo hace a su modo:

X- Mira Chá, vete a la mierda.
Chá- Mira X, vete a la mierda.

Pues así, cada mañana, con los que sobran.

Y, unos minutos antes del final (de año), le rogaré que se quede quieto. Y que los que hayan entrado, se queden, como están. Y los que se hayan ido, que se vayan. 

Y que ya está, que no remueva más.

Me gusta lo que hay y no echo en falta lo que se fue. 

Eso es buena señal, ¿no?

(un coro de niños gospel canta ¡no!)

Y ahora me toca vivir. Y será un gran año (o me lío a hostias)

Pensamiento 4. I put my cards on the table. Miro qué tengo, qué me queda, qué hay de nuevo. Y creo que me gusta bastante lo que veo. (sobre todo porque lo que sobra se está yendo solito) 

Hay grandes personas en mi vida, personas que me enriquecen y que me hacen disfrutar de la vida. 

Y que quiero.

Pensamiento 5. Recuerdo, hace un año, cual era mi posición, y en qué pensaba. Espero recordar también el año que viene lo que pienso hoy.

Es extraña esa sensación de antes de que acabe algo. Y la sensación de nuevos inicios. Todo empieza, otra vida, otra vez, y todo coincide encima con un nuevo año. Me gusta. Es el momento de pararse y decidir hacia donde voy. 

Espero saber hacerlo bien.

Pensamiento 6. Hoy, otra vez, estaré con ellos. Viendo conciertos de música finlandesa y diciendo que me la pelan para que no se den cuenta de que los quiero. Hoy sonreiré pero me haré la dura. Y los escucharé atentamente, porque cuando exploro lo que piensan y sienten me doy cuenta aún más de lo grandes que son (en sus deficiencias).

Pensamiento 7. El año acaba mejor de lo que empezó. Muchas personas me han demostrado muchas cosas. Casi todas buenas. Para mí podríamos izar las velas y recoger el ancla y partir ya.

Pensamiento 8. Me siento un poco desolada sin Dexter.

Pensamiento 9. Si no odiase un poco todos esos formalismos, en vez de decir todo esto, no me iría por las ramas y diría, simplemente, Feliz Navidad.

Pensamiento 10. Seamos felices. Por el bien del amor.

(anotado en mi libreta Moleskine Cahier negra)

Un poco de música en el día en el que mi conciencia habló...